• lunes 03 de octubre del 2022

Castilla y León registró 89.126 métodos penales en 2021, un 13% mucho más

img

BURGOS, 22 Sep.

Castilla y León registró 89.126 métodos penales durante 2021, lo que representa un aumento del trece por ciento con relación a la anualidad previo, según ha señalado este jueves a lo largo de la inauguración del Año Judicial en la Comunidad el fiscal superior, Santiago Mena.

Santiago Mena explicó que estos datos, más allá de que reflejan una reactivación de las cantidades, aún no alcanzan los escenarios de 2019, anteriores a la declaración de la pandemia de la COIVD-19.

En este sentido, ha recordado que en 2020 se incoaron en Castilla y León 79.230 métodos de estas peculiaridades, al paso que fueron 95.950 los que se incoaron un año antes.

Por otra parte, a lo largo de el año pasado se contabilizaron en la Comunidad 69.059 diligencias anteriores, 6.312 fueron diligencias urgentes y 13.640 delitos leves, al paso que los sumarios fueron 97.

En la situacion de los métodos abreviados, la mayoría de ellos se relaciona con delitos contra el patrimonio o lesiones, seguidos de los delitos contra la seguridad del tráfico y delitos de quebrantamiento como condena o medida de seguridad.

En lo que se refiere al número de diligencias urgentes, aumentaron un 21 por ciento con en comparación con año previo, estando la mayoría enlazadas a delitos contra la seguridad vial, crueldad de género y doméstica.

En lo que se refiere a los juicios, los fiscales de Castilla y León fueron en 2021 un total de 15.274, al paso que el número de sentencias dictadas en todos y cada uno de los órganos de la Comunidad aumentaron relevantemente.

En lo relativo a la evolución de la criminalidad en Castilla y León, se puede destacar que registró el año pasado factores afines a los del resto del país, con un incremento importante próximo al 30 por ciento en delitos contra la independencia sexual.

Por otra parte, se incoaron 596 diligencias de investigación, en frente de las 559 del año previo, de las que el 70 por ciento fueron archivadas desde el primer instante o tras una suave investigación.

Los delitos mucho más varios denunciados fueron contra la administración pública, esencialmente el de prevaricación, habitualmente presentadas por particulares, conjuntos políticos o asociaciones.

En el ámbito de la Violencia de género, la memoria presentada por el fiscal superior de Castilla y León ten en cuenta que 4 mujeres fueron asesinadas en la Comunidad a lo largo de el año pasado a manos de sus parejas o ex- parejas sentimentales.

Sobre esto, Santiago Mena ha señalado la relevancia de ser capaces de advertir el peligro, con datos que nos alerten del riesgo para la mujer y asimismo para sus hijos.

"Es necesario proseguir fortaleciendo las entidades de opinión forense y las áreas de trabajo de atención a víctimas", ha destacado.

En especial alarmante, dijo Mena, es la proliferación de los delitos de odio y de discriminación, en los que se aprecia que la creación de un tiempo de hostilidad hacia ciertos colectivos estimula la ejecución de acciones violentas.

Al lado de esto, Santiago Mena propuso una investigación legislativo de una exclusiva tipificación legal concreta para ofrecer un agregado de protección a colectivos de víctimas singularmente atacables, como son corredores o motoristas, al unísono que ha planteado una "profunda reflexión" en el precaución y protección medioambiental.

Por último, dijo que "es una prioridad absoluta" del Ministerio Fiscal ejercer su función protectora de las víctimas potenciales y de la gente mucho más atacables, desde su detección y en especial a lo largo de la etapa de trámite.

"Las víctimas deben ser nuestra prioridad", ha concluido.

Más información

Castilla y León registró 89.126 métodos penales en 2021, un 13% mucho más