• jueves 08 de diciembre del 2022

El Ayuntamiento de Valladolid acuerda congelar "por octavo año consecutivo" las tasas y también impuestos

img

VALLADOLID, 31 Ago.

El Ayuntamiento de Valladolid ha acordado este miércoles en Junta de Gobierno congelar los impuestos y tasas municipales para el ejercicio 2023, lo que según ha recalcado el alcalde de la región, Óscar Puente, piensa el octavo año consecutivo en el que los impuestos no suben.

De esta manera lo ha señalado el regidor socialista en afirmaciones a los medios a lo largo de una visita que hizo al Colegio de Educación Infantil y Primaria Pablo Picasso, donde ha aprovechado para concretar el acuerdo que tomó la Junta de Gobierno que él mismo ha encabezado a la primera hora de la mañana de este miércoles.

Consecuentemente, el primer edil ha subrayado que en 2023 los pucelanos van a pagar "lo mismo que este año" y además de esto ha recordado que ya hace ocho años tampoco deben abonar la llamada por el PSOE "retasa de basuras" que el alcalde 'habitual' Francisco Javier León de la Riva había introducido en 2013 y que se retiró desde 2016.

El alcalde ha contrapuesto esta congelación real de impuestos y tasas con las subidas aplicadas por los precedentes gobiernos municipales del Partido Popular, en tanto que ha recordado que en los 20 años de gobierno en la localidad "jamás bajaron los impuestos" en tanto que los subían dependiendo del aumento del IPC del mes de agosto y en el momento en que la tasa era negativa, "los congelaban".

En verdad, ha asegurado Puente que con el procedimiento aplicado por el PP los impuestos subirían el año próximo un diez,4 por ciento, que fué el IPC del mes de agosto.

"Esta es la verdad, con el aparato de Gobierno del PSOE y VTLP no se impone ninguna subida, al paso que hasta 2015 se aplicaba el IPC del mes vigente", ha incidido Puente, al paso que se ha recordado que la supresión de la tasa de basuras ha supuesto un ahorro de "mucho más de 80 millones de euros para los ciudadanos".

Con la modificación aprobada este miércoles empieza la tramitación de las ordenanzas fiscales del próximo año 2023. Además, se sostienen todos las ventajas fiscales.

Eso sí, está pensado que en el año 2023 se normalicen ciertas tasas como las de ocupación de vía pública por instalación de terrazas o el Impuesto de Bienes Inmuebles de los Hoteles que estaban sujetos a medidas poco comúnes para mitigar los efectos de la pandemia y ayudar a la restauración económica y popular.

Como un ejemplo, en la situacion de las Terrazas tras tener la tasa suspendida desde el principio de la pandemia hasta finales de 2021, en el presente ejercicio hay que abonar solo un 60 por ciento de exactamente la misma puesto que el Ayuntamiento bonifica el 40 por ciento sobrante, pero en 2023 está pensado que los negocios de hostelería deban regresar a pagarla íntegramente.

Medidas que han beneficiado a familias, autónomos y Pequeñas y medianas empresas.

Más información

El Ayuntamiento de Valladolid acuerda congelar "por octavo año consecutivo" las tasas y también impuestos