Crónica Castilla y León.

Crónica Castilla y León.

El denunciante del escándalo en Villavieja y Villamarciel describe la situación como una "crisis financiera"

El denunciante del escándalo en Villavieja y Villamarciel describe la situación como una

El interventor ha revelado que la acusada se quedó con 160.000 euros de la recaudación y de los pagos a proveedores, generando un grave perjuicio.

VALLADOLID, 27 de mayo.

El secretario interventor delegado del Ayuntamiento de Tordesillas, encargado de las entidades locales menores de Villavieja del Cerro y Villamarciel, ha calificado como "catastrófica" y "bancarrota" la situación financiera descubierta en 2019.

Durante el juicio contra Esther M.R., ex auxiliar administrativa de las pedanías mencionadas, el testigo José Luis Villar ha detallado que las cuentas presentaban desequilibrios desde el primer día en el que examinó las finanzas.

Según Villar, en las investigaciones llevadas a cabo se encontraron facturas presuntamente falsas y una administración desordenada, lo que llevó a la quiebra técnica de ambas entidades.

El interventor ha señalado que la acusada obstaculizó su trabajo y se negó a colaborar, lo que dificultó la labor de revisión de las cuentas.

Se descubrió que Esther M.R. había dejado un agujero económico en las cuentas de Villamarciel y Villavieja, apoderándose de dinero en efectivo de los vecinos y realizando transferencias falsas de dinero público.

Además, se evidenció un aumento irregular en la nómina de la acusada, sumado a otros descubrimientos financieros, lo que resultó en su despido.

En la jornada del juicio se han presentado testimonios que destacan la sorpresa y decepción de las autoridades locales al descubrir las acciones de la acusada.

El exalcalde de Villamarciel recordó que ya en 2012 existían facturas pendientes de pago, pero nunca imaginó un desfalco de tal magnitud.

La investigación llevó a la presentación de una denuncia ante la Guardia Civil, tras lo cual Esther M.R. admitió haber traicionado la confianza depositada en ella.

Durante el juicio, la acusada alegó una ludopatía como causa de sus acciones, pero el exalcalde aseguró que nunca la vio comprar lotería.

La regidora de Villavieja del Cerro expresó su total confianza en Esther, lamentando la traición y el engaño cometidos por la acusada.

La próxima jornada del juicio se centrará en determinar si la ludopatía de la acusada afectó su capacidad de decisión en el momento de cometer los delitos.

Las solicitudes de pena varían entre cinco y ocho años de cárcel por parte de la Fiscalía y la acusación particular, mientras que la defensa argumenta que la acusada es inimputable y solicita la absolución o una pena reducida.