• martes 7 de febrero del 2023

Festivales de cine de CyL concluyen con "buena salud" la vuelta tras la pandemia

img

MEDINA (VALLADOLID), 25 Dic.

Los festivales de cine de Castilla y León concluyeron con "buena salud" la vuelta a la normalidad tras la pandemia más allá de la "pelea de capitales" que de año en año deben librar con instituciones públicas y privadas para conseguir los elementos precisos.

Ésta es la opinión del directivo de la Semana de Cine de Medina del Campo (Secime), Emiliano Allende, quien en afirmaciones a Europa Press ha señalado la restauración del formato o la actividad frecuente, en mayor o menor medida, de los festivales castellanoleoneses tras la imposibilidad de efectuarse en años precedentes, o su celebración con restricciones.

En el caso específico de su festival, que adjuntado con la Semana Internacional de Cine de Valladolid (Seminci) constituyen los mucho más viejos y con mayor dotación presupuestaria de la Comunidad, Allende ha subrayado la restauración de la composición anterior a la pandemia a lo largo de la celebración de la 35 edición de la Secime, conmemorada el mes pasado de marzo, con cantidades de asistencia de público asimismo afines a los años anteriores al estallido del Covid.

La Semana de Cine de Medina del Campo está en este momento en medio de una preparación de la 36 edición del festival, que se festejará del 3 al 11 de marzo de 2023, repartida en su sede primordial del Auditorio, tal como en los Cines Coliseo y en otros sitios simbólicos de la ciudad pucelana como el Castillo de la Mota, el Museo de las Ferias, el viejo hospital Simón Ruiz, la Biblioteca o el Hotel Balneario Palacio de las Salinas.

Emiliano Allende destaca, al hilo de esto, los desenlaces "muy positivos" del mayor festival de cine de Castilla y León, la Seminci, con una programación "superior aun" a los instantes anteriores a la pandemia.

Precisamente, las cantidades oficiales de la 67 Seminci --que encara un desarrollo de cambio de dirección tras la renuncia de Javier Angulo-- comprueban esta afirmación, con 212.831 espectadores en sus distintas formatos de programación, lo que significa la cifra mucho más alta de sus ediciones y piensa el doble de la registrada en 2021, que fue de 106.000 espectadores, al paso que la venta de entradas en taquilla experimentó un aumento del nueve por ciento.

En preciso, el festival emitió prácticamente 78.522 entradas, cifra a la que se aúnan los 118.309 estudiantes de Castilla y León que participaron en la sección Ventana Cinéfila por medio de Filmin y otros 16.000 espectadores que han accedido a otros contenidos de Seminci en tal interfaz.

Respecto a otros festivales de Castilla y León, el directivo de Secime ha recordado la celebración con normalidad de las citas de Palencia, Ponferrada (León), Ávila, Astorga (León) o Cinhomo en Valladolid, al tiempo que otros como los de Soria y Segovia han iniciado una exclusiva etapa con cambios en la dirección y en la composición.

Más información

Festivales de cine de CyL concluyen con "buena salud" la vuelta tras la pandemia