Crónica Castilla y León.

Crónica Castilla y León.

"Grupo criminal capturado por robos en Burgos"

En Burgos, la Guardia Civil ha realizado la detención de cinco individuos dentro de la Operación 'Alvinter': M.A.R, de 43 años; I.H.H, de 34; G.C.H, de 30; así como la investigación de C.E.G.C, de 30 años y E.H.H, de 32. Todos están siendo investigados por su presunta participación en ocho delitos de robo con fuerza -algunos de ellos en tentativa- en empresas y comercios del Alfoz, además de pertenencia a una organización criminal.

La Comandancia de Burgos comenzó a investigar una serie de robos con fuerza en empresas y negocios del Alfoz de Burgos, próximos a la capital, desde el mes de julio. Estos robos aparentemente aislados y sin conexión habían generado malestar y preocupación en el sector debido a los daños materiales y económicos ocasionados.

Además, los asaltantes mostraron audacia al volver a atacar el mismo lugar que habían robado semanas antes.

El modo de operar era siempre el mismo: fracturaban cristales de ventanas o puertas con una piedra de grandes dimensiones, para acceder a las instalaciones y sustraer dinero u otros objetos de valor.

La investigación reveló que los individuos usaban guantes y actuaban de madrugada, lo que ayudó a centrar las sospechas en un grupo específico de personas.

Tras un seguimiento discreto pero intenso por parte de la Guardia Civil, se descubrió que los involucrados se conocían entre sí, mantenían cierta relación y utilizaban vehículos de baja gama para no levantar sospechas. Estos vehículos eran desechados luego de cometer los delitos.

Gracias a pruebas exhaustivas, se logró vincular a los detenidos con los lugares de los robos, lo que llevó a sus arrestos. La investigación, a cargo de la Unidad Orgánica de Policía Judicial, sigue en curso.

Los individuos arrestados están ligados, al menos, a ocho robos con fuerza desde enero, en los que buscaban dinero en efectivo y herramienta eléctrica y manual. Este grupo, desarticulado ahora, operaba desde la capital con un claro reparto de funciones, llevando a cabo robos en la madrugada con fuerza en las cosas, luego de estudiar sus objetivos y tomar medidas de seguridad para no ser descubiertos.