• domingo 29 de enero del 2023

Javier Maroto solicita a Page, Vara, Lambán y Puig que den un "golpe en la mesa" y apoyen la petición de PP contra la sedición

img

Afirma que el presidente "no es de confiar" y le emplaza a decir los nombres y apellidos de los socialistas que han visitado a Puigdemont.

Piensa que Felipe González procuró "camuflar" la sepa de Guerra y 'barones' en Sevilla realizando "seguidismo" a Sánchez con el CGPJ

MADRID, 1 Nov.

El representante del Grupo Popular en el Senado, Javier Maroto, espera que los 'barones' socialistas apoyen la petición del PP contra el "abaratamiento de la pena del delito de sedición" en sus propios Parlamentos autonómicos, en tanto que, según ha argumentado, eso supondría ofrecer "un golpe en la mesa" en frente de las proposición del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, quien debería "retroceder". A su comprender, ese "no" de los presidentes del PSOE abriría una "ocasión" de "retomar" las negociaciones para actualizar el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

"La pregunta es ¿Lambán, Page, Ximo Puig y Vara son lo mismo que Sánchez? ¿Sí o No? Lo descubriremos en el momento en que voten esa petición del Partido Popular", ha proclamado Maroto en una entrevista concedida a Europa Press, donde ha subrayado que las negociaciones para actualizar el CGPJ y el TC han afirmado al PP que el presidente del Gobierno "no es de confiar".

Según ha contado, Sánchez desveló que tenía "un interés oculto" en la negociación del Poder Judicial pues mientras que el PSOE se reunía con el PP, había asimismo "intención de ofrecer alas al secesionismo abaratando las penas de sedición".

En este punto, ha rechazado presiones a Alberto Núñez Feijóo de campos mucho más a la derecha y ha justificado la suspensión de las negociaciones el pasado jueves en el momento en que su partido tuvo "seguridad al 100 por ciento" de que el presidente del Gobierno procuraba realizar "la vida simple a los golpistas catalanes".

Maroto ha cargado fuertemente contra Pedro Sánchez, un presidente del Gobierno que "es con la capacidad de engañar al mundo entero, incluido él mismo, con tal de proseguir sentado en el Gobierno". "Ha engañado a todo cuanto tiene alrededor", ha proclamado, para resaltar que asimismo lo intentó con el PP en esta negociación judicial pero "no lo consiguió" y ha "fracasado".

"Alguien que engaña como herramienta política para la subsistencia no es de confiar", ha asegurado, para secundar las expresiones de Feijóo sobre que los acuerdos de Estado van a llegar con "otro PSOE". A su juicio, los españoles "deben entender" que su partido es imposible "confiar del presidente del Gobierno" pues "no le importa mucho más que su persona".

El representante del Grupo Popular en el Senado explicó que con su petición en los Parlamentos autonómicos el PP busca que los 'barones' socialistas se pronuncien "con luz y taquígrafos" sobre si "están a favor o en oposición a abaratar el delito de sedición".

"Si los barones socialistas dan un golpe encima de la mesa a Sánchez votando con el PP 'no' a abaratar el delito de sedición, el golpazo que va a recibir Sánchez va a ser de semejante categoría, que no va a tener mucho más antídoto que retroceder en su situación", enfatizó, para insistir que si eso sucede se abriría una puerta a "retomar" la renovación judicial.

El dirigente del PP ha insistido en que la meta de su capacitación es "mudar" la situación de Pedro Sánchez a fin de que "no cambie el delito de sedición" en su regulación de hoy con el propósito de "contribuir a sus amigos del alma, o sea los independentistas". "Para hacerle la vida simple a Marta Rovira y a Oriol Junqueras es imposible poner en alerta y eliminar un pacto de Estado, que es lo que hizo Sánchez en estos días", ha apostillado.

De hecho, dijo que espera que, "si bien solo sea por puro egoísmo", Guillermo Fernández Vara (Extremadura), Javier Lambán (Aragón), Ximo Puig (Red social Valenciana) y Emiliano García Page (Castilla-La Mácula) apoyen la petición del PP contra la sedición, forzando al presidente del Gobierno a "reaccionar" al mencionarle: "hasta aquí llegamos" y "andas hundiendo al socialismo". "Esperemos que ese socialismo que mantuvo la esencia del PSOE varios años pegue ese golpe encima de la mesa", ha proclamado.

Después de que el Gobierno mantenga que Feijóo por el momento no es un interlocutor válido, que le han "doblado el pulso" y no posee autonomía para regentar el partido, Maroto ha señalado que la situación del líder del PP está en armonía con lo que "opina la mayor parte" de los votantes del partido y ha calificado de "razonable" que charlase con 'barones' como Isabel Díaz Ayuso, Juanma Moreno o Alfonso Fernández Mañueco antes de congelar las negociaciones con el PSOE para actualizar el CGPJ.

"Y en un caso así, la fortuna es que todos estábamos en concordancia, con respaldo a la situación de Feijóo de no tomar un convenio que es imposible argumentar, pues además de esto es un convenio donde hay un engaño que se descubrió. Eso es una situación mayoritaria", ha manifestado Maroto, que ha reiterado que esos contactos con los presidentes del PP son "indispensables" a fin de que el presidente nacional "tenga una opinión sólida" y "completa".

El representante del PP en el Senado ha señalado que todo lo mencionado se genera justo antes que el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont confesase de manera "pública" que "ciertos socialistas de la cuerda de Sánchez le fueron a conocer" a Bélgica para explicarle que "puede estar encima de la mesa" una reforma del Código Penal que le "estimula a él y a los suyos".

"Nosotros demandamos a Sánchez que aclare en el instante qué socialistas de su cuerda con nombres y apellidos estuvieron visitando a Puigdemont para pactar una reforma del Código Penal que le satisfaga a él, al unísono que había otros socialistas, o a lo destacado exactamente los mismos sentados en la mesa del PP negociando el Consejo General del Poder Judicial", ha manifestado.

Según Maroto, "el nivel de trilerismo de Sánchez no posee precedentes y se quedó al descubierto en esta negociación". "Se ha enterado toda España y el PSOE en su grupo que Sánchez es con la capacidad de mentir a todos con tal de continuar en la Moncloa", ha aseverado.

Ante las expresiones de Felipe González alineándose con Sánchez y demandando al PP el desbloqueo del Poder Judicial, Maroto indicó que con esas expresiones el expresidente del Gobierno deseaba "eludir" que el foco en otras ausencias instantaneamente del sábado en Sevilla por la victoria del PSOE en 1982, ya que "hacía falta medio Partido Socialista", que está "mucho más dividido que jamás".

Así, ha señalado que no estaban ni Alfonso Guerra ni los 'barones' del PSOE. "Solo por respeto a la historia del PSOE deberían pasar algo de vergüenza quienes asistieron allí", dijo para añadir que Felipe González sabe "qué oraciones" debe decir "a fin de que se hable de una cosa y no de la otra".

"La vergüenza que pasaría Felipe González observando que del PSOE que él creó no queda nada en ese acto, se puede camuflar de muchas formas: una de ellas es realizando el seguidismo a Sánchez en esto (CGPJ)", ha aseverado, para poner el acento en que el "socialismo clásico dio la espalda" a Sánchez en ese acto en la ciudad más importante andaluza.

Dicho esto, ha destacado que Felipe González "jamás hubiera mentido al mundo entero para ser presidente del Gobierno" ni "hubiera pactado una rebaja del delito de sedición al unísono que se se encontraba negociando el Poder Judicial con el PP".


Más información

Javier Maroto solicita a Page, Vara, Lambán y Puig que den un "golpe en la mesa" y apoyen la petición de PP contra la sedición