• jueves 08 de diciembre del 2022

La Junta complementa ayudas en zonas perjudicadas por incendios para compensar costos de actividad de pequeñas y medianas empresas y autónomos

img

VALLADOLID, 3 Ago.

La Junta de Castilla y León, por medio de la Consejería de Economía y Hacienda, puso en marcha múltiples líneas de ayudas con la intención de beneficiar la restauración de la actividad económica y contribuir a mitigar los efectos que los incendios forestales están ocasionando en diferentes puntos de la Comunidad.

Para ello se han desarrollado un grupo de medidas que tienen dentro tanto la concesión de subvenciones intensamente perdido como las ayudas a la financiación de ocupaciones empresariales, para beneficiar la restauración de la actividad en estas zonas.

Por un lado, se ha convocado una línea de ayudas financieras para bonificar los préstamos concedidos por las entidades financieras y avalados por Iberaval, a fin de que los negocios situados en las ubicaciones perjudicadas por los incendios logren conseguir financiación en condiciones preferentes.

En la situacion de autónomos y microempresas, el préstamo avalado va a poder llegar a los 300.000 euros y la bonificación va a ser total, tanto de los costos financieros como de los costos relativos al aval. Para el resto de compañías, el préstamo avalado va a poder llegar hasta los 700.000 euros y la bonificación va a ser del 2,5 %.

El préstamo va a poder tener un periodo de tiempo de amortización de hasta 7 años, de los que 2 van a poder ser de carencia.

Por otro lado, la Consejería de Economía y Hacienda ha convocado subvenciones destinadas a financiar proyectos empresariales de creación de compañías en la Comunidad, con un acompañamiento particular para llevar a cabo en oposición al encontronazo en la economía en zonas perjudicadas por catástrofes naturales y de fuerza mayor, como es la situacion de los incendios forestales.

La primordial novedad es que las ayudas van a poder llegar al cien % del coste subvencionable en los proyectos que se localicen en ayuntamientos damnificados por catástrofes naturales que se integren en un plan de restauración de la región, como por servirnos de un ejemplo el incendio de la Sierra de la Culebra en la provincia de Zamora.

Con carácter general, la cuantía de la asistencia se determinará como un porcentaje fijo del 50 % sobre el coste subvencionable, logrando utilizar un porcentaje agregada del 5 % o diez % principalmente por la creación de empleo, ubicación en áreas despobladas, protección medio ambiente, zonas de escasa población, etcétera.

En tercer rincón, Economía y Hacienda complementará estas ayudas con una exclusiva línea para compensar los costos económicos de autónomos y pequeñas y medianas empresas damnificados dificultosamente por los incendios y, de esta manera, resguardar el tejido productivo y recobrar cuanto antes la actividad económica en las ubicaciones perjudicadas por estos enormes incendios.

Las ayudas van a ser por lo menos de 5.000 euros y van a poder lograr los cien.000 euros.

Van a estar divididas en 2 tramos. Un primer tramo, de instantánea convocatoria, corresponderá a una asistencia de salvamento de 5.000 euros y, un segundo tramo de restauración, de convocatoria posterior, donde la asistencia total va a poder lograr los cien.000 euros y también va a ir destinadas a subvencionar los costos incluidos en los costos de explotación de compañía que procedan de la actividad primordial para la que fue constituida.

En esos costos se tienen dentro los que corresponden a costos de personal, alquileres, tal como servicios contratados como comunicaciones, energía, cuidado y consumo de agua y los servicios exteriores.

Además de esto, se considera gasto subvencionable la amortización de deuda financiera formalizada antes del periodo de tiempo subvencionable y cuya amortización obligatoria coincida con exactamente el mismo.

Por último, está sosprechado que la Consejería de Economía y Hacienda convoque una línea de subvención que tiene por objeto hacer más simple la financiación de los proyectos empresariales de inversión consistente en la adquisición de activos materiales y también inmateriales para la creación de un nuevo lugar, la ampliación de la aptitud de un lugar que existe, la diversificación de la producción o de la actividad de un lugar, o para la transformación primordial en el desarrollo global de producción de un lugar que existe.

La cuantía de la asistencia se determinará, con carácter general, como un porcentaje en función de los costos del emprendimiento de inversión y la app de los criterios de opinión como empleo, innovación del emprendimiento, ubicación, etcétera.

En caso de que los proyectos se sitúen en las ubicaciones perjudicadas por los incendios, se va a poder utilizar de forma directa el máximo máximo de asistencia predeterminado en el Mapa de Ayudas de Finalidad Regional, esto es, el 25 % para medianas compañías, salvo en la provincia de Soria y Zamora que es el 30 %, y en Salamanca el 35 %.

En la situacion de las pequeñas compañías de Soria y Zamora es el 40%, de Salamanca el 45 % y del resto de las provincias el 35 %.

Más información

La Junta complementa ayudas en zonas perjudicadas por incendios para compensar costos de actividad de pequeñas y medianas empresas y autónomos