• martes 06 de diciembre del 2022

Lucas cifra en 2.000 euros por alumno y año el ahorro frente a la gratuidad de la educación de 2-3 años

img

VALLADOLID, 25 Ago.

La extensión de la gratuidad de la educación en el primer período de Infantil, de 2-3 años, que se implantará ahora desde este curso va a suponer un ahorro por alumno y año para las familias de unos 2.000 euros, a razón de 175 euros por mes, así como ha señalado esta mañana la consejera del ramo, Rocío Lucas.

Y sucede que el Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León ha aprobado 2 subvenciones por importe de prácticamente 27 millones con destino a los centros privados y las entidades locales sucesos adheridas a la oferta gratis de plazas en el tercer curso del primer período de Educación Infantil para el curso escolar 2022-2023 en la Comunidad.

En razón de dicho acuerdo, 276 centros privados van a recibir una financiación de 13.996.441 euros y la Junta destinará 12.795.563 euros a 224 centros de entidades locales, subvenciones de las que están exentos 153 centros titularidad de la Administración regional pese a acoger a este alumnado.

En conjunto, la Consejería de Educación registró prácticamente diez.000 peticiones de alumnado, específicamente 9.993 peticiones, lo que piensa que el 78 por ciento de los pequeños nacidos en el año 2020 van a entrar en el sistema educativo de manera gratuita a los 2 años, se ha felicitado Lucas, quien, en afirmaciones agarradas por Europa Press, apunta que lograr prácticamente al 80 por ciento de los probables receptores revela "el éxito de una medida que tuvo una enorme acogida entre las familias, que ya es una situación este curso y a la que se comprometió el presidente de la Junta".

Para asegurar la gratuidad de la educación al tercer curso del primer período de Infantil entre los estudiantes con edades comprendidas entre los 2 y 3 años, el departamento de Lucas ha ofertado plazas en centros públicos de la Comunidad, pero asimismo en esos centros dependientes de entidades locales u otras corporaciones públicas y a los centros infantiles que llevaban años prestando el servicio a las familias.

Así mismo, en suma, las familias de la Comunidad pudieron seleccionar su plaza entre 653 centros, 377 de carácter público y 276, privado, tanto en la región urbana como rural, con la peculiaridad de que en esta última se ha rebajado la ratio "a fin de que tengan exactamente los mismos derechos que en la primera, igual que hacemos con educación de tres a 4 años.

"Prácticamente, todos y cada uno de los que quisieron formar parte están en este desarrollo. Prácticamente, se quedó ninguno fuera. Ayuntamientos, igual, si no quisieron formar parte no participaron. Todos los que tenían alguna escuela infantil o guardería participaron", ha precisado la consejera, quien ha aprovechado para poner énfasis la tarea que hasta el día de hoy han desempeñado en esta materia pequeñas y medianas compañías, "que han venido atendiendo a los estudiantes y que van a proseguir haciéndolo de cero a un par de años".

Esta colaboración se articula por medio de la concesión de 2 subvenciones por importe de 26.792.004 euros a los centros privados y a las entidades locales sucesos de los centros adheridos a la oferta gratis de plazas de 2-3 años para el curso escolar 2022-2023. Gracias a esta financiación, los centros van a hacer en frente de los costos de escolarización del alumnado.

El desarrollo para la puesta en marcha de la escolarización gratis del alumnado de 0 a 3 años es un "trámite complejo", ha advertido la consejera, que ha concluido con una oferta didáctica balanceada que deja asegurar el derecho a la decisión de centro asimismo en este curso del primer período de Educación Infantil, en concreto el intérvalo de tiempo lectivo de cinco horas entre las 09.00 y las 14.00 horas.

"Hablamos de una medida que además de esto estimula la conciliación de la vida familiar y laboral y que ayuda del mismo modo a la calidad del sistema educativo", ha incidido Rocío Lucas.

Además de esto, la titular de Educación ha aprovechado para reiterar de nuevo que el curso 2022-2023 empieza en Castilla y León de manera completamente "ordinaria", en el sentido de que no se aplicarán las cuestiones de inseguridad que regían a lo largo de los peores instantes de la pandemia, de manera que por el momento no es obligación la utilización de máscaras ni las distancias de 1,5 m entre estudiantes.

Más información

Lucas cifra en 2.000 euros por alumno y año el ahorro frente a la gratuidad de la educación de 2-3 años

Noticias de hoy más vistas