Crónica Castilla y León.

Crónica Castilla y León.

Aprehendido en Valladolid el posible responsable de cuatro asaltos y seis sustracciones utilizando la técnica del tirón.

Aprehendido en Valladolid el posible responsable de cuatro asaltos y seis sustracciones utilizando la técnica del tirón.

En un nuevo caso de delincuencia que ha causado alarma entre los ciudadanos de Valladolid, la Policía Nacional ha detenido a un hombre acusado de cometer diez delitos, incluyendo cuatro robos con violencia y seis hurtos. Estos crímenes, perpetrados principalmente contra personas mayores, se llevaron a cabo utilizando el método del tirón.

La primera denuncia se presentó el 27 de septiembre, en la cual la víctima declaró haber sufrido un robo con violencia y lesiones a través de un tirón. Posteriormente, el 13 de octubre, se recibió otra denuncia de otra víctima que había sufrido el mismo tipo de robo en la Acera de Recoletos.

Estos incidentes se repitieron en los días 19 y 22 del mismo mes, siempre en las cercanías del Campo Grande. Además, el 2 de noviembre, otra persona denunció haber sido víctima de un robo con violencia y lesiones en la Calle Juan de Juni.

El 6 de noviembre, se produjeron dos tirones de bolso en el entorno del Campo Grande, con tan solo media hora de diferencia entre ellos. Tres días después, otra víctima denunció haber sido víctima de un robo con violencia y entregó un justificante bancario que evidenciaba el uso de una de las tarjetas robadas en tres operaciones bancarias.

La Policía ha destacado que estas víctimas, en su mayoría personas mayores con movilidad reducida, han sido atacadas en un espacio físico que abarca varias calles cercanas al Campo Grande, un lugar ideal para que el autor pueda escapar rápidamente. Estos robos han ocurrido en horarios similares, lo que ha llevado a las autoridades a iniciar una investigación para identificar al responsable.

Después de llevar a cabo diversas gestiones de investigación, la policía finalmente logró identificar al presunto autor de los crímenes y emitió una orden de búsqueda. Los agentes uniformados lograron localizarlo en la calle Embajadores el pasado martes y lo detuvieron como sospechoso de los cuatro robos con violencia y los seis hurtos.

El hombre fue presentado ante la autoridad judicial ayer mismo, que ordenó su ingreso en prisión. Este caso demuestra una vez más la importancia de la labor policial para garantizar la seguridad de los ciudadanos y combatir la delincuencia en nuestras calles.