Crónica Castilla y León.

Crónica Castilla y León.

Amilivia insta a la creación de un fondo especializado para combatir la despoblación en las regiones más impactadas.

Amilivia insta a la creación de un fondo especializado para combatir la despoblación en las regiones más impactadas.

El presidente del Consejo de Cuentas de Castilla y León, Mario Amilivia, ha propuesto la creación de un fondo específico para abordar el problema de despoblación en las comunidades autónomas con menor densidad de población. Durante su comparecencia en la Comisión de Economía y Hacienda del Parlamento autonómico, Amilivia analizó la gestión del programa presupuestario "Deuda Pública" y su relación con el sistema de financiación y el gasto social en el periodo 2004-2021.

Amilivia señaló que Castilla y León recibe solo el 5,37% de los recursos del fondo de garantía de servicios públicos fundamentales en función de su peso poblacional, lo cual no refleja el gasto en servicios como infraestructuras viales o conservación del medio ambiente. El presidente del Consejo de Cuentas argumenta que estas cifras no son representativas y perjudican a las comunidades autónomas con menor densidad de población.

Por lo tanto, propone incorporar la variable de despoblación en el sistema de financiación y crear un fondo específico para repartir entre las comunidades con menor densidad geográfica, diferente al fondo de compensación interterritorial.

En cuanto a la deuda pública, Amilivia expuso que esta ha aumentado considerablemente en Castilla y León, alcanzando los 13.215 millones de euros en 2021, debido en parte a la crisis económica y al nuevo sistema de financiación autonómica. Sin embargo, destaca que este aumento ha sido menor que la media de las comunidades autónomas y que la agencia Moody's ha otorgado a la Comunidad una buena calificación crediticia.

En relación al acceso a los mercados de capitales, Castilla y León se encuentra en una posición favorable en comparación con otras comunidades autónomas, con ratios de deuda pública sobre ingresos corrientes más bajos y una carga financiera de la deuda por debajo de la media.

Como recomendaciones, el Consejo de Cuentas sugiere una revisión del sistema de financiación para adaptarlo a las necesidades reales de gasto de las comunidades autónomas, teniendo en cuenta el coste real de los servicios prestados. Además, propone modificar los indicadores asociados al gasto en sanidad, educación y servicios sociales, así como aumentar el peso de variables relacionadas con el territorio y la despoblación.

Finalmente, el Consejo de Cuentas insta a la Consejería de Economía y Hacienda a impulsar medidas para que el Ministerio de Hacienda y Función Pública revise las condiciones de financiación de los mecanismos del fondo de financiación de las comunidades autónomas, adaptándolas al contexto actual.