Crónica Castilla y León.

Crónica Castilla y León.

Agosto registra calor y sequía excepcionales con aumento de 1,7ºC e inusual cantidad de récords de temperaturas máximas.

Agosto registra calor y sequía excepcionales con aumento de 1,7ºC e inusual cantidad de récords de temperaturas máximas.

Termina el año agrícola con un déficit de precipitación del 12 por ciento y un balance de "seco"

VALLADOLID, 6 Sep. -

La comunidad autónoma de Castilla y León registró un mes de agosto "muy seco", con un déficit acumulado en torno al 83 por ciento, y "muy cálido" en la práctica totalidad del territorio, con una anomalía media en este caso de +1,7 grados y con "numerosas efemérides" en los observatorios en las temperaturas máximas, según consta en el Avance Climatológico Mensual elaborado por la Aemet y consultado por Europa Press.

Además y según este informe, el mes de agosto llegó a ser "extremadamente cálido" en áreas muy localizadas dispersas por toda la Comunidad y se registraron de media 19 días de temperatura máxima superior o igual a los 30 grados, "seis días más que los correspondientes al periodo de referencia".

Asimismo, durante el pasado mes de agosto se produjeron varias olas de calor, la primera en zonas del Suroeste del día 8 al día 10 aproximadamente, y la segunda de manera generalizada del día 20 al 24 en toda la Comunidad.

En el caso concreto de las temperaturas medias se mantuvieron por encima de su promedio durante la mayor parte del mes y sólo fueron inferiores durante dos periodos, uno a comienzos, desde el día 3 al 5, y otro a finales, desde el día 26 al 31. Lo mismo sucedió con las temperaturas diurnas y con las nocturnas que siguieron el mismo patrón con oscilaciones térmicas que superaron los 11 grados durante todo el mes y hasta los 23 grados el día 8.

Por su parte, las temperaturas máximas presentaron una anomalía de 2,3 grados superior a su promedio, con una valoración también de "muy cálido", y la anomalía de las temperaturas mínimas fue de 1,1 grados por encima de su promedio, con la misma valoración de "muy cálido".

La temperatura máxima más alta se registró el día 23 en Miranda de Ebro (Burgos) con 44,1 grados mientras que la mínima más baja correspondió a Cuéllar (Segovia) con 1,5 grados el día 28. El día más cálido fue el día 23 con 28,2 grados de temperatura media, y el día más frío fue el día 27 con 15 grados de temperatura media.

En cuanto al número de días de precipitación apreciable fue de uno, "muy inferior" a los cuatro correspondientes a su promedio con un balance de mes "muy seco" en la mayor parte de Castilla y León, "seco" en el Norte de León y de Burgos y en zonas localizadas de Zamora, Valladolid y Salamanca, y localmente "extremadamente seco" y "normal" en León, Burgos y Segovia.

La Aemet ha explicado que prácticamente en toda la Comunidad las precipitaciones se situaron en valores inferiores a 5 litros por metro cuadrado mientras que los valores más altos, por encima de 50 litros por metro cuadrado se registraron en el Norte de León y de Burgos. Destacan en este caso los 17 litros por metro cuadrado registrados el día 22 en Riofrío (León).

El mes de agosto siguió la tendencia del anterior con "escasas precipitaciones" que se produjeron en su mayoría durante el día 22 y del día 25 al 29. Además, se registraron "escasas tormentas" --el día 22 fue el de mayor ocurrencia-- distribuidas por el tercio Noroeste de la Comunidad. Destacan las intensidades alcanzadas en Zamora el día 22 en Alcañices-Vivinera con 44,4 litros por metro cuadrado y hora y en Villardeciervos 38,4 litros por metro cuadrado y hora, con una racha máxima de viento en este caso de 80 kilómetros por hora.

El informe de la Aemet concluye también que lo largo del mes no se produjeron valores de racha máxima de carácter fuerte de forma generalizada aunque sí se produjeron de manera localizada en el tercio Suroeste los días 9 y 26.

Y en relación con el año agrícola, que va de septiembre 2022 a agosto 2023, el periodo finaliza con un déficit acumulado en torno al 12 por cuento y un balance de seco.